INICIO    MÚSICA    DANZA    TEATRO    PATRIMONIO    OKINAWA    AINU

Derechos Reservados
© Mauricio Martinez R..
PROYECTO GAGAKU
Universidad de Stanford
MÚSICAS
DE ASIA
INTERNET RADIO

EL ESTILO Y BELLEZA DEL BUNRAKU

por Toshio KAWATAKE ©



1. La palabra Bunraku



Primero es necesario referirnos al nombre de este género teatral. Lo que llamamos Bunraku es un término general que empleamos para el teatro clásico de títeres del Japón. Pero originalmente este era el nombre de una persona y hablando estrictamente creo que deberíamos emplear a cambio el término Ningyô Jôruri. Este hace referencia a un teatro de títeres (ningyô significa muñeco y por extensión, títere) el cuál es acompañado por un tipo de recitación o narración llamado Jôruri.


El término Bunraku se empezó a utilizar tan solo hace un poco más de un siglo hacia mediados del período Meiji. Este fue hecho a partir del nombre de una persona, Uemura Bunrakuken (1737-1810), quien estableció un pequeño teatro de Ningyô Jôruri en Osaka en 1805, cerca de medio siglo luego del máximo florecimiento de este tipo de teatro de títeres. Además el nombre fue seleccionado para un teatro, el Bunrakuza (za es un sufijo para nombres de negocios) en 1872.


La palabra Bunraku, tomada del nombre de Bunrakuken, se empleó para hacer referencia tanto al teatro como a la compañía. Al poco tiempo un teatro rival, el Hikorokuza, fue forzado a cerrar debido a las dificultades financieras, dejando al Bunrakuza como el único teatro profesional de su tipo en todo el país. (En esa época. como ocurre ahora, habían titiriteros de estilos similares en las provincias, pero eran aficionados y el nivel de su arte era bajo). Ningyô Jôruri y el Bunrakuza se convirtieron en sinónimos hasta que Bunraku se empezó a utilizar para referirse al tipo de teatro en sí como ocurre en la actualidad.

TEATRO