INICIO    MÚSICA    DANZA    TEATRO    PATRIMONIO    OKINAWA    AINU

Derechos Reservados
© Mauricio Martinez R..
PROYECTO GAGAKU
Universidad de Stanford
MÚSICAS
DE ASIA
INTERNET RADIO

TEATRO NOH: PRINCIPIOS Y PERSPECTIVAS

por Kunio KOMPARU ©


Traducido y publicado bajo autorización de

Floating World Editions



Parte Dos: Elementos y Patrones


9. El Escenario de Noh, espacio simbólico


9.2. Orientación Direccional


9.2.1. Las Cuatro Correspondencias Divinas



Esta orientación direccional, una forma de establecer un espacio en una estructura invisible, se encuentra en los antiguos sistemas de tumbas y montículos funerarios y se deriva del concepto chino de las Cuatro Correspondencias Divinas (Fig. 29). Esta es una creencia en la existencia de las cuatro deidades de las cuatro direcciones: el dragón azul al este, el fénix rojo al sur, el tigre blanco en el oeste y la tortuga negra en el norte. Es una cosmología con un elemento de magia, como los mandalas del budismo esotérico que diagrama a todos los budas en sus posiciones correspondientes. La orientación en sí misma simboliza la deidad.
















29. Las Cuatro Correspondencias Divinas



También en Japón desde épocas remotas el principio fue aplicado a la composición espacial en el diseño de ciudades, castillos e incluso campos de batalla. También estaba relacionado con las deidades estacionales y las características topográficas como se muestra en la Tabla 12.


La capital Heian, Kyoto, fue establecida en 784 y es un típico ejemplo del uso de las correspondencias topográficas en el diseño urbano (Fig. 30), con el río Kamo al este, las llanuras de Toba al sur, el gran camino a Naniwa (Osaka) al oeste, y el monte Funaoka al norte. La puerta principal de la ciudad interior, centrada en el lado sur, era la Shujaku Mon (Puerta del Pájaro Rojo).



















30. Un mapa general de Heian-kyô que muestra la aplicación de las Cuatro Correspondencias Divinas



El principio de correspondencias también se aplicaba a la orientación de casas: una residencia orientada hacia el sur con una loma al norte era considerada ideal. Los registros muestran que cuando no había una loma al norte, se plantaba un grupo de cipreses que la representaran. En la Historia de los Heike (Heike Monogatari) también podemos ver evidencia clara de la práctica de conectar la dirección, una deidad, una característica topográfica e incluso la orientación personal, en el siguiente pasaje: "Es una tierra que corresponde con las cuatro deidades, con el dragón azul a la izquierda, el tigre blanco a la derecha, el fénix rojo adelante [sur] y la tortuga negra detrás [norte]". Claramente la gente de la época creía que dar de frente al fénix rojo (sur) estar estar de frente. Existen muchos otros ejemplos de esta idea. Desde el principio de que el emperador siempre está orientado hacia el sur surge la expresión "dar de frente al norte", que quiere decir sirviente o vasallo. Un "guerrero de frente al norte" es un guardia de palacio que da de frente al sur. En las antiguas brújulas la aguja (la mano de un ermitaño) apuntaba al sur. En el japonés moderno, apuntar al sur significar dirigir o guiar, y las cartas tradicionales de adivinación y mapas antiguos del clima eran dibujados con el sur en la arte superior. La fachada sur o hall sur quiere decir el cuarto frontal o principal de una casa.


Este concepto tradicional oriental contrasta con la concepción occidental del norte superior, visto en brújulas, mapas, y plano arquitectónicos en la actualidad, incluso en Japón. Sin embargo de alguna forma la antigua idea de dar de cara al sur parece más natural par los habitantes del hemisferio norte, lo que refleja el deseo humano natural de dar de frente hacia lo que es calido, iluminado o abierto.


Es interesante anotar que la ubicación del ring de lucha sumo (un promontorio hecho de tierra pisada) sigue el principio de las Cuatro Correspondencias Divinas pero toma al norte como el frente. Esto es posiblemente en respeto a la tradición de que el emperador (incluso en eventos ejecutados por la corte) debe dar de frente al sur, y aquí el lado sur del ring no es llamado "trasero" sino el "otro frente". En los pendones colgados de cuatro colores que definen el espacio del sumo cada color va de acuerdo con la deidad guardiana de cada dirección. Los expertos de sumo dicen que estos también representan las cuatro estaciones.




Tabla 12. Las Cuatro Correspondencias Divinas.



TEATRO

Punto Cardinal

Orientación

Color

Estación

Deidad Direccional

Deidad Estacional

Característica Topográfica

Este

Izquierda

Azul

Primavera

Dragón Azul

Kou-mang (Kôbô)
(deidad de las plantaciones)

Fuente de agua

Sur

Frente

Rojo

Verano

Fénix Rojo

Chu-jung (Shukuyû) (deidad de la luz y el fuego)

Llanos, pozo

Oeste

Derecha

Blanco

Otoño

Tigre Blanco

Ju-shou (Jokushû) (deidad de la cosecha)

Gran camino

Norte

Atrás

Negro

Invierno

Tortuga Negra

Hsüan-ming (Genmei) (deidad de la oscuridad y del agua)

Loma o montaña