INICIO    MÚSICA    DANZA    TEATRO    PATRIMONIO    OKINAWA    AINU

Derechos Reservados
© Mauricio Martinez R..
PROYECTO GAGAKU
Universidad de Stanford
MÚSICAS
DE ASIA
INTERNET RADIO

INTRODUCCION AL TEATRO ANTIGUO Y MEDIEVAL
por Yoshinobu INOURA ©


Teatro Medieval

2. Período Medieval II (1250-1350)


Este siglo fue una época en que las calamidades naturales y las humanas se dieron una después de otra, incluyendo los ataques por la flota mongola que ocurrieron en dos ocasiones (1274 y 1281), y la caída del bakufu Kamakura en 1333. Se dieron constantes revueltas y dificultades económicas, pero al superar estas condiciones adversas la gente logró cierto grado de estabilidad en la vida y la cultura y tuvo éxito en la formación de lo que llegarían a ser las principales características del medioevo.

Nuevas religiones -Zen-shu (Zen), que había llegado de la China de los Song, y Jodo-shu (Budismo de la Tierra Pura), Ikko-shu (Shin-shu), Ji-shu y Nichiren-shu (Budismo Nichiren), los cuales se originaron en Japón- se propagaron ampliamente entre la gente y trajeron consigo la salvación y el estimulo de vida para las almas en pena. Se cree que los monjes japoneses que fueron a la China Yuan y Ming, o los monjes chinos que se naturalizaron en Japón, a través de sus experiencias en el exterior y el conocimiento que trajeron a Japón, tuvieron alguna influencia en la formación y desarrollo de Ennen Noh y otros géneros.

Ennen Noh siguió nutriendose y en la segunda parte del período alcanza un estado de cierta perfección. Los intérpretes de Sarugaku Noh, a través de sus lazos con los grandes monasterios, también lograron estabilidad económica, establecieron compañías (za), y, a través de la competencia entre compañías, aumentaron su influencia de este género y lucharon por el enriquecimiento y sofisticación de los contenidos de las obras. Sarugaku Noh, interpretado por aldeanos, también fue incluido en los servicios en festivales de templos y santuarios, y con frecuencia aparecieron intérpretes semiprofesionales. De esta forma Sarugaku Noh fue perfeccionado hacia finales del período, el cual se convirtió en la antesala para un mayor desarrollo hacia formas como el Noh y el Kyôgen del siguiente período.

Dengaku Noh, que también fue una forma importante de teatro medieval comparada con Ennen Noh y Sarugaku Noh, fue completada como forma teatral un poco más tarde. Dengaku Noh fue creado a través de la combinación de las artes fragmentarias de Dengaku, pero en este proceso recibió gran influencia de Sarugaku Noh. Además, en la segunda mitad el período progresó rápidamente y alcanzó un nivel teatral tan elevado como el de Sarugaku Noh. Aparte de estos tres, hay que mencionar a Shugen Noh, aunque este fue de menor escala que los otros. Este fue un tipo de teatro desarrollado por monjes budistas itinerantes (yamabushi) en la Edad Media para la difusión de Shugendo, un tipo de creencia surgida de la unión del culto primitivo de las montañas y del budismo. Su forma ceremonial fue formada en la primera parte de este período, y su parte teatral general en la segunda mitad. Posteriormente hablaré más de este, pero su conexión con otros géneros de teatro requiere ser considerada en este punto.

En este período entre las obras tipo Kagura existían muchas basadas en mitología. Estas siguieron desarrollándose bajo la influencia de diferentes géneros de teatro contemporáneo y en carácter llegaron a estar muy cerca del teatro medieval general. Por otra parte, su contribución a la formación de Sarugaku Noh y otros tipos de teatro no fue pequeña. En ocasiones Kagura era combinada con elementos de otros tipos de teatro, o con artes dramáticas fragmentarias, produciéndose así formas únicas de arte cuasi-teatral. Entre las artes todavía existentes en las provincias en la actualidad, hay una gran cantidad de variaciones de Kagura, como Hana Matsuri, Yuki Matsuri, Shimotsuki Matsuri, Bugaku, Dengaku y Ennen, que pertenecen a los estilos ya mencionados que datan de dicho período. Además de estos, existieron dos tipos de canciones, Enryoku (Soka) y Kusemai, que estaban en las fronteras de estas nuevas formas y que contribuyeron a su enriquecimiento en el siguiente período.

Este segundo período fue una época en la cual se le dio forma a todo el teatro medieval, y fue cuando se estableció con firmeza el prototipo de su estructura. Esta fue una parte de la Edad Media especialmente rica en elementos antiguos, cuando la influencia de templos (budistas) y santuarios (shintoistas) fue predominante en la cultura y el teatro. Una característica fue el hecho de que el budismo y el shintoísmo no ejercieron sus influencias separadamente sino en conjunto, a través de lo que se conoce como la "fusión" de las dos religiones, o shin-butsu shugo. Esto hizo posible la formación de una cualidad única y superior del teatro medieval, pero al mismo tiempo no se puede negar que el teatro medieval estaba por tanto sujeto a una limitación que hizo que permaneciera como un tipo de teatro incompleto.

TEATRO